Lifting Facial

Lifting Facial

Ya es conocido que con el pasar del tiempo los músculos y la piel, de la cara y cuello, ceden a la gravedad y comienzan a caer, como una vela que se derrite.
Es por ello, que someterse a un Lifting facial además de llevar consigo una enorme expectativa, también requiere de tomar una buena decisión.
Además de corregir la caída de la musculatura facial y del exceso de piel en cara y cuello, aprovecho la oportunidad en el pabellón para desarrollar nuevas técnicas complementarias como el injerto de Nanofat en surcos o zonas faciales que se han atrofiado, la infiltración de PRP (plasma rico en plaquetas) en las heridas y una irrigación de PPP (plasma pobre en plaquetas) en la musculatura, por todo ello se convierte en una decisión muy inteligente que permite obtener resultados naturales, rostros realmente rejuvenecidos sin perder la expresión de las personas.